lunes, 22 de febrero de 2016

PASEOS CONSCIENTES (III). DECÁLOGO.

-         Paseo atento, consciente.
No Paseamos para reflexionar o aclarar las ideas.
-         Con los cinco sentidos.
Es un Paseo de los sentidos, con los cinco, a ser posible.
-         En un parque.
En cualquier parque, jardín o zona verde de nuestra ciudad.
-         En silencio.
Se pueden usar unas pocas palabras para indicar algo, por ejemplo, un árbol, un pájaro. Yo prefiero, en lugar de hablar, señalarlo.
-         Sin etiquetar.
Porque como dice Eckhart Tolle: “Esto se llama roble, pero no es un roble. Roble es sólo una palabra”.*
-         Caminar tranquilo, reposado.
Quedamos para un Paseo Consciente, no para andar tantos kilómetros.
-         En grupo, juntos.
Paseamos procurando no separarnos del grupo.
-         Sin un destino establecido.
El Paseo se sabe dónde comienza pero no dónde termina. Más o menos una hora de duración.
-         Itinerario abierto.
El Paseo se sabe dónde empieza pero no por donde va a discurrir.
-         No hay un guía, todos lo somos.
Cada cierto tiempo uno de los miembros del grupo toma la delantera y guía a los demás en la dirección por la que su intuición le lleve.


Basado en la descripción de los PASEOS CONSCIENTES escrita por Ezekiel.

* Eckart Tolle con Oprah en español. Una Nueva tierra. Clase 2.4:


No hay comentarios:

Publicar un comentario